OEA: Nuestro rol no es de protagonista, analista o juez de apelación

El ex presidente de Bolivia, Jorge “Tuto” Quiroga, jefe de la misión de observadores de la OEA para las elecciones primarias y generales en Honduras, invitó a todos los sectores involucrados en el proceso  exponer  sus quejas y preocupaciones.

En conversación con La Tribuna, el político suramericano dijo que inició los primeros acercamientos con el TSE, Partido Liberal y Nacional. También confesó  que le gustaría  reunirse con  la dirigencia de Libre si es posible  a las 12:00 de la noche, si así lo desean.

–¿Qué instrucciones precisas trae de la OEA?
Estamos recién llegando, las elecciones son en noviembre, pero Honduras tiene esta modalidad de las elecciones internas, eso vuelve el proceso electoral largo y complejo. Estoy como jefe de misión acá en esta primera  visita, lo primero por hacer fue suscribir el acuerdo marco con el organismo electoral, que fija los protocolos de transparencia, apertura y neutralidad.

–¿Ya había estado involucrado en misiones de observación electoral?
Sí, uno aprende a que el rol no es el que la gente espera, no es un rol de protagonista, analista, juez de apelación. Recuerdo una vez estar como observador en las elecciones en Túnez después de la primera árabe donde las personas lo agarraban a uno solo porque lo miraban  con el chaleco. Estamos para observar, uno no puede ir a la mesa y decir, oigan, pongan más papeletas.

–¿Y a veces les achacan hasta las derrotas?
Claro, y eso se entiende, es legítima, en la democracia puede haber frustraciones. En Estados Unidos se sigue hablando de gente que votó ilegalmente,  es normal, pero la misión viene con los ojos bien abiertos, los oídos bien abiertos, la mano extendida para conversar, dialogar y escuchar a todos los actores del proceso, tanto institucionales como políticas y obviamente pasado el proceso, la mano extendida, agarro el bolígrafo, y escribo un informe sobre lo que se ha visto y con un conjunto de recomendaciones.

–¿Qué tanta credibilidad tienen las misiones de observadores de la OEA?
A mi parecercomo ciudadano de América Latina que el sistema de observación electoral de la OEA, junto con el sistema de derechos humanos, constituyen dos baluartes del patrimonio profesional institucional que tenemos.

–¿A usted le gusta integrar estas misiones?
Sí, diría que es una suerte. Es como alguien que juega futbol profe-
sional y luego lo invita al estadio. A quién no le gustaría ir. Hay una queja recurrente en América Latina y es que los gringos siempre nos dicen: Hagan lo que yo les digo pero no hagan lo que yo hago porque allá no se observaban, pero esta vez, aunque no lo creas, la OEA, por primera vez, pudo observar unas elecciones en Estados Unidos.

–¿No estaba cómodo antes de aceptar la misión especialmente por las críticas que siempre generan estos cargos?
Ja, ja, ja. Hay un viejo adagio: Marinero que no le gusta el mar, para qué entró. Si uno está en la vida pública,  uno no puede decir solo voy a contribuir  a fortalecer la democracia en la región

siempre y cuando me garantice que nadie  me critica, uno se queda en su casa tocando el violín. Es parte de lo que sucede. Entiendo lo que viene, hemos visto pronunciamientos cuestionando a la OEA o la misión de observación.

–¿Se van a reunir con todos los sectores?
Con todos. Como estamos en primarias, hemos buscado a los que están participando, no solo con los partidos sino con las diferentes corrientes, del Partido Liberal, Nacional y nos gustaría reunirnos con Libre. Se han enviado comunicaciones.

–¿Y les dio cita?
No.

–El ex presidente Zelaya rechazó su presencia ¿qué piensa?
He leído sus pronunciamientos hasta el momento, pero les repito, estamos aquí con la mano extendida y me encantaría escuchar de primera mano los señalamientos que hacen en la carta. Para eso estamos acá. Quisiéramos reiterarles a todos los partidos que estamos disponibles a las 12:00 de la noche o la hora que ellos quieran.

–¿Usted estará disponible 24/7?
Así es, comer y dormir son hábitos incensarios. Si se puede, se hacen. Hay señalamientos en la carta que nos gustaría escuchar de primera mano.

–¿Hoy (ayer) con quiénes se ha reunido?
Con los magistrados del Tribunal Supremo Electoral, con el Partido Nacional, Partido Liberal, con el Presidente Juan Orlando Hernández. Mañana (hoy) nos reuniremos con varios de los candidatos de las corrientes del Partido Nacional y el Partido Liberal. Nos encantaría hacer lo mismo con el Partido Libre, con su dirección, para escuchar y registrar estos apuntes de su carta y recoger todos esos señalamientos por escrito.

–¿Los sectores opositores se quejan  que ya vienen alineados con el gobierno de turno.
Por experiencia, le puedo decir que en América Latina los sectores más interesados en  tener observación son aquellos que tienen dudas en la confiabilidad del sistema. Pero es normal. En Venezuela, la oposición siempre pedía observaciones de la OEA pero fueron negadas por el gobierno.

–¿Hasta cuándo estará en Honduras?
Hasta el jueves al mediodía.  Estamos con la mano extendida, si alguien no la quiere dar, vamos a seguir manteniéndola extendida hasta el  último día porque para eso estamos y si un acto político tiene un cuestionamiento lo mejor que puede hacer es dejar constancia con la misión.

–¿Qué mensaje le trae al pueblo hondureño?
Que la democracia hay que apreciarla y participar. A veces olvidamos cuánto  valora la gente de nuestros pueblos poder votar en elecciones libres. Quizá las generaciones nuevas no aprecian lo que ha costado llegar al punto  de que tú puedes decidir el rumbo de tu país con tu voto.

–¿Traen una posición sobre la reelección presidencial?
No, somos una misión de observación, no hemos venido como protagonistas, ni antagonista de nadie ni tampoco analista. Uno viene de observador. Es como si nos cortaran la lengua antes de venir, nos pusieran alfileres en los ojos y los oídos abiertos.

Tomado de latribuna.hn 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *