Nuevamente evidenciada la desastrosa gestión de Rolando Argueta al frente del Poder Judicial

Manoseo de cifras, mentiras, instrucciones por encima de la ley, despilfarro de dinero y muchos otros abusos y arbitrariedades son las principales características de la gestión Rolando Argueta como Presidente de la Corte Suprema de Justicia.

Una reciente campaña propagandística impulsada por Argueta que busca destacar algunos logros en dentro del Poder Judicial ha sido desbaratada por sendos informes de auditorías elaborados por el Tribunal Superior de Cuentas (TSC).

“#TercerAñodeLogros. Para garantizar el derecho a la defensa de todas y todos, las y los defensores públicos a nivel nacional atendieron en los últimos tres años más de 9 mil causas, proporcionando un servicio ágil, de calidad y calidez” se lee en una publicación del Poder Judicial en Twitter.

Pero hallazgos del TSC en la Defensoría Pública, donde se realizó la revisión de documentación y una observación física de los archivos indican que no cuentan con la información respectiva al número de sentencias logradas por la Defensoría Pública.

Informe TSC

“Dentro del sistema no se cuenta con un seguimiento que genere información que demuestre la efectividad de la asistencia técnica jurídica brindada por los defensores públicos a momento de que se emite una resolución o sentencia a fin de detectar diferentes áreas de mejoras”, sentencia el informe.

Valor por caso Defensa Publica

Argueta ordena acelerar juicios

El Tribunal Superior de Cuentas a su vez logró comprobar que avances en la cantidad de sentencias obedecen a “instrucciones de celeridad” por parte de Rolando Argueta, quien con esto condenó al Poder Judicial hondureño a ser uno enfocado en la cantidad y no la calidad en la aplicación de la justicia.

Celeridad

Estas “instrucciones de celeridad” tambien son una muestra clara de la influencia e injerencia por parte de Rolando Argueta en las decisiones que toman jueces y magistrados, representando una violación a su autonomía.

La MACCIH exige independencia de jueces

Ante la injerencia de Rolando Argueta en las decisiones de magistrados y jueces, la Misión de Apoyo Contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (MACCIH) de la Organización de los Estados Americanos (OEA) envió hoy a la Procuradora Nacional de la República y Coordinadora de la UGAR-MACCIH, Dra. Lidia Estela Cardona, y al presidente de la Corte Suprema de Justicia Dr. Rolando Argueta, el proyecto de reforma al artículo 319º de la Constitución de la República para el Establecimiento de Garantías de las y los jueves magistrados.

La reforma propuesta por MACCIH plantea garantías para:

· la independencia de los jueces en el ejercicio de sus decisiones y funciones jurisdiccionales

· la estabilidad e inamovilidad en sus cargos o funciones

· la inamovilidad “ad hoc”

· una remuneración adecuada

· promoción o ascensos

· la libertad de opinión y decisión jurisdiccional

· la libertad de Asociación;

· la seguridad personal y familiar.

Este Proyecto, que toma como base las garantías clásicas para Jueces y Magistrados de países de América Latina, España y Portugal, busca fortalecer las condiciones de Jueces y Magistrados para que su ejercicio profesional no pueda sufrir de ningún tipo de presión que incida en los fallos, generando así las mejores condiciones para la independencia de estos altos funcionarios.

El Vocero de la MACCIH, Luiz Antonio Guimarães Marrey, aseguró que “para la MACCIH, es importante reforzar la independencia de los magistrados a nivel constitucional, como un requisito indispensable para un verdadero Estado de derecho”.

Sigue el festín

A continuación nuevas graficas del despilfarro de millones de lempiras por parte de los magistrados de la Corte Suprema de Justicia:

Decimotercer mes de salario:

Decimocuarto mes de salario:

Vacaciones:

Falta de transparencia

Jenny Sandres, quien elabora la planilla en la Corte Suprema de Justicia, fue incapaz de responder a cuestionamientos por parte de Cholusat Sur.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *