Corte de EEUU desclasifica testimonio que dio Tony Hernández tras ser capturado

Nueva York, Estados Unidos.

La Corte del Distrito Sur de Nueva York desclasificó el testimonio que brindó el exdiputado hondureño Juan Antonio Hernández Alvarado, más conocido como Tony Hernández, cuando fue capturado en Miami, Estados Unidos en noviembre del año pasado.

En esta declaración, a la que tuvo acceso Diario LA PRENSA, Tony Hernández admitió conocer a narcotraficantes y haber recibido regalos de algunos de ellos.

Declaró que un amigo suyo identificado como Carlos Mauricio Toledo le regaló una yegua peruana de 2,000 dólares y varios relojes, entre estos, al menos uno de ellos era de marca Rolex. También contó que “el Rojo”, alias de Víctor Díaz Morales, le había regalado armas.

“El Rojo” ahora está preso por narcotráfico en Estados Unidos. Sin embargo, en el testimonio el hondureño afirmó que los regalos se los dieron “solo por amistad” y negó haber ayudado al tráfico de drogas.

En el escrito sobre la declaración del exdiputado y hermano del presidente hondureño Juan Orlando Hernández, se detalla a dos participantes en el interrogatorio, uno identificado como MV1 y otro como MV2. Estas siglas se refieren a Man Voice (Voz de hombre).

La sigla MV1 se usa para identificar al interrogador y MV2 es como se denomina a Tony Hernández.

A continuación, la primera parte de la declaración tal como fue publicada en los registros de la Corte del Distrito Sur de Nueva York. Mañana se publicará la segunda parte.

MV1- Hoy es, hoy es el veintitrés de noviembre de dos mil dieciocho. Son las doce y media, doce y treinta y cinco de la tarde. Solo quiero que… repetir aquí lo que usted me dijo anteriormente. Que usted quiere proceder y dar una declaración y hablar con nosotros. No tiene representación legal hoy… ahora. Eh… Vas a hablar con un abogado en el futuro, pero quieres empezar este proceso ahora.

 

MV2- Así es. Quiero empezar.

 

MV1- Y llamamos varias veces al señor Retureta, pero no contestó. Pero todavía quieres seguir adelante.

 

MV2- Quiero.

 

MV1- Como te expliqué, te voy a leer tus derechos y también quiero que quede en record que… te leí la … los derechos de la notificación consular y usted efectivamente quiere que nosotros le avisemos al consulado de Honduras que usted está preso.

 

MV2- Sí, sí

 

MV1- OK. Antes de hacerle cualquier pregunta usted tiene que entender sus derechos. Usted tiene el derecho de permanecer en silencio. Cualquier cosa que usted diga puede ser usada en su contra ante un tribunal. Antes de hacerle cualquier pregunta, usted tiene el derecho de consultar con un abogado. Usted tiene el derecho de tener un abogado presente durante el interrogatorio. De no poder pagar los servicios de un abogado, y si usted lo desea, se le nombrará uno antes de hacerle cualquier pregunta. ¿Puedes poner tus iniciales al lado de cada uno de estos, confirmando que te lo leí?

 

MV2- OK

 

MV1- Y si usted quiere, está en español. Lo puede leer. No hay ningún apuro.

 

MV2- Aquí, ¿no?

 

MV1- Ajá. Pues, ¿ha entendido sus derechos?

 

MV2- Sí

 

MV1- Puedes poner sí.

 

MV2- ¿Aquí?

 

MV1- Ajá. ¿Está dispuesto a contestar algunas preguntas?

 

MV2- Sí

 

MV1- OK. Entonces aquí puedes poner los dos: he leído y se me han leído los derechos, porque los leíste y yo te los leí también.

 

MV2 Sí

 

MV1- Puedes poner una marca ahí en cada uno. Pon tu firma aquí.

OK. Y yo voy a poner mi firma aquí. Y ahora son las doce y treinta y siete. ¿OK? Y el señor aquí va a poner su firma también de testigo, ¿OK?

Y también aquí quiero que haya un récord que te he mostrado el orden de arresto. Te lo mostré al principio cuando… principalmente te pusieron las esposas.

 

MV2- Sí

 

MV1- Lo leíste, ¿correcto? OK.

 

MV2- ¿Las acusaciones?

 

MV1- Sí, las acusaciones. Esta es la orden de arresto aquí.

 

MV2- Sí

 

MV1- ¿OK? También te hemos ofrecido agua. Usted tomó agua. Te hemos ofrecido comida.

 

MV2- Ajá

 

MV1- Dijiste que no querías. Solamente agua. ¿Has ido al baño?

 

MV2- Sí

 

MV1- OK. ¿Alguien te ha amenazado?

 

MV2- No

 

MV1- ¿O presionado para…

 

MV2- No, para nada

 

MV1- … para hablar?

 

MV2- Para nada

 

MV1- ¿Has visto alguna arma? ¿Se te han puesto armas?

 

MV2- No

 

MV1- ¿Nada por el estilo? Esta conversación es totalmente voluntaria.

 

MV2- Así es.

 

MV1- OK. Eh … Yo sé que usted dijo anteriormente que … que viniste a hablar con nosotros hace año y algo.

 

MV2- Sí. Hace año y medio o dos años; no sé. Algo así.

 

MV1- Y creo que dijiste algo alrededor de que quieres empezar este proceso de cooperación de … ya hace tiempo.

 

MV2- Sí, lo que hablaba con el abogado Retureta era que yo estaba dispuesto a venirme para acá por si ustedes querían seguir teniendo algunas aclaraciones o que yo siguiera respondiendo algunas interrogantes de ustedes. Y en eso, pues, me dijo el abogado: “Esperemos, que ellos nos van a avisar”. Y pasó el tiempo y… perdí contacto con el abogado y… y pasó lo de hoy.

 

MV1- ¿Cuándo es la última vez que usted habló con el abogado?

 

MV2- Creo que … hace un año.

 

MV1- ¿Hace un año?

 

MV2- Sí. (No se entiende)

 

MV1- Entonces no es tu abogado hoy en día… hasta que usted hable con él de nuevo.

 

MV2- Hasta que hable con él de nuevo. Él es el que estaba llevando el tema primero y…

 

MV1- Ajá

 

MV2- … pero he perdido el contacto con él. Esperemos que se… que se agregue él al proceso.

 

MV1- Y como le dije, en cualquier momento usted puede agregar un abogado al proceso.

 

MV2- Sí

 

MV1 ¿OK? Eh … y, mira, las acusaciones contra ti son serias, y en los Estados Unidos, cargos contra una persona es algo serio. Es algo fácil que se puede hacer (el abogado).

 

MV2- Sí, entiendo

 

MV1- Hay bastantes testigos. Hay bastante información. Y el proceso, uno puede colaborar, como usted está empezando a hacer. O no. Declararse no culpable e ir a juicio o declararse culpable. Y todos y cada uno de esos pasos tiene su proceso.

 

MV2- Sí

 

MV1- ¿Verdad? Eh … pero si usted quiere seguir con el proceso, el paso de colaboración con nosotros… eh… se requiere cien por ciento de su honestidad.

 

MV2- Correcto

 

MV1- No el noventa y cinco… no el noventa y nueve por ciento…

 

MV2- Correcto

 

MV1- …cien por ciento. Que yo sé que es muy difícil para las personas hablar de sus delitos, de sus pecados, de… pero se tiene que hacer. Ya estamos aquí.

 

MV2- (No se entiende)

 

MV1- Y es que (No se entiende) aquí dice. Pero es, son cargos de un tiempo de estar involucrado en el narcotráfico por varios años. Varios años. ¿Cuándo empezó usted en esto?

 

MV2- Pues, mire, como les comenté la vez pasada, llegaron varias personas a Lempira a reclutar bastantes jóvenes. Incluso fueron tres excompañeros míos de la escuela y todos murieron. Pues, eh… duraron su tiempo pero, ¿participar directamente? Pues yo asistía con ellos a la… los rodeos como le mencioné. Todo el pueblo prácticamente llegaba a los rodeos en que ellos estaban. Algunas barbacoas. Inclusive hicieron alguna cena en un centro de recreación del pueblo que es de mi hermano. Que como yo tenía restaurante, ellos me pidieron de favor que yo les pudiera hacer la comida, y, pues, ahí estuvieron dos o tres personas que, inclusive, ya están aquí ellos. Pero, ¿directamente, que yo haya participado en algo… traer acá…? ¿Que si tenía relación con ellos? Eso sí; tenía relación. Pero que yo haya participado directamente, pues, ahí no podría (No se entiende).

 

MV1- Ahora, ahora tienes que entender que los cargos no quieren decir que usted físicamente trajo drogas directamente aquí, a los Estados Unidos. Usted formó parte de una conspiración de la droga que venía desde Colombia y Venezuela hasta los Estados Unidos, pasando por Honduras y Guatemala ¿me entiendes?

 

MV2- Sí, salió una noticia que yo… de un … de un muchacho… un capitán que decía que un helicóptero era mío, un helicóptero que agarraron en… no sé si en Blue Lagoon, un lugar de balneario.

 

MV1- Ajá

 

MV2- Esa noticia fue hace como unos tres años, creo. O dos años y medio. Primero salió otra que yo quería matar al embajador. Antes de eso, el embajador me había ayudado a salir de Gracias, perdón, de Honduras porque había obtenido él que me iban a matar la Mara Dieciocho, creo, o no sé. Él me ayudó y salimos el mismo día. Entonces yo no entiendo cómo yo quería matar al embajador y quería matar a mi hermano también en ese momento.

 

MV1- Nosotros no controlamos la prensa.

 

MV2- No, no; pero salió en…

 

MV1- Y realmente no me interesa de cosas que han salido en la prensa. Tienes una oportunidad aquí muy, muy importante. Imagínese que nosotros sabemos todo y si usted empieza aquí, ahora, en este momento, diciéndome cosas, pensando… que minimizando…

 

MV2- No, claro. Entiendo.

 

MV1- …o no diciendo las cosas y esto es todo… un malentendido y vas a salir libre hoy… no es así, señor. Ya se sabe de todo; ya se sabe de todo.

 

MV2- Sí. A lo que me refiero primero aquí es que sí tuve relación con ellos.

 

MV1- Tener relación y ser amigos e ir a… los rodeos — de eso no se está hablando aquí, ¿OK? Yo sé que es difícil y yo sé que nunca pensaste que ibas a estar en esta posición. Es difícil. Piénsalo. Piénsalo bien.

 

MV2- Sí, era lo que yo le decía a Manny. “Manny”, le digo, “¿en qué participé yo en esos trasiegos, en lo que sea? No sé. Contámelo. Pues sí, yo quisiera saber de qué… con quién participé directamente… con qué cartel, en qué área”. Porque, sí, mi mejor amigo… sí yo sabía que él le estaba… trabajaba con ellos y (No se entiende)

 

MV1- ¿Y quién es esa persona?

 

MV2- Se llamaba Carlos Mauricio Toledo.

 

MV2- Y, inclusive, él vivió en mi casa. En Tegucigalpa. Cuando él sentía necesidad de dinero me decía: “Voy a ir a San Pedro a trabajar”. Al principio, yo no sabía en qué trabajo era. Ya después, cuando yo lo miraba que venía con ropa, con whiskey, y con todo… y en un pueblo pequeño pues todo se sabe. Ahí nos fuimos dando cuenta que él estaba trabajando con… con Don H y con, con El Rojo.

 

MV1- Ajá

 

MV2- Y entonces ahí fui conociendo al Rojo. Él ya había estado en Gracias. Tenía… Se había radicado allá y había comenzado un negocio. Después él se fue porque le había ido mal y él empezó a reclutar a todos esos muchachos. Con él inclusive tuvimos una, una buena amistad. Pero nos mirábamos en San Pedro, nos mirábamos en la casa de Carlos. Era una persona, pues, que ayudaba a bastante gente pero también tenía un carácter bien fuerte. Y.. y él me decía: “Me gusta de vos que no pedís”. “Pero ya,” le digo, pero es que… y cuando empezaban a hablar de ciertas cosas, mientras menos sepa, más voy a vivir. Y la realidad es que yo no quiero interesarme en los temas que ustedes están hablando”, y seguimos la relación, seguimos. Y después también estaba involucrado este muchacho, Mario José Cáliz.

 

Víctor Hugo Díaz Morales, alias El Rojo, fue capturado el 4 de marzo de 2017 en Guatemala por una orden de captura vigente desde el 31 de octubre de 2015 y extraditado a Estados Unidos el 17 de abril de 2018. Según la acusación, El Rojo conspiró, fabricó y traficó drogas hacia Estados Unidos. “Fue desde 2003 hasta alrededor de marzo de 2017 que en Honduras, Guatemala y otras partes se cometió el delito (…)”, señala el documento de la Corte de Nueva York, donde se le sigue el juicio.

 

MV1- Ajá

 

MV2- Que él todavía anda ahí, haciendo sus cosas, entiendo yo, y… pero…

 

MV1- ¿Qué cosas?

 

MV2- Bueno, siempre en los temas de estos negocios, porque es una persona muy agresiva. Es una persona… que …

 

MV1- Cuando usted dice “estos negocios” estás hablando del narcotráfico, ¿sí?

 

MV2- Sí, correcto. Él inclusive llegó varias veces a ofrecerme cómo participar.

 

MV1- Ajá

 

MV2- Como pasar, me decía, en pajillas de semen eh, eh… droga.

 

MV1- Ajá

 

MV2- Yo le digo: “Tenés una cabeza que te vuela. ¿A quién se le van a ocurrir esas cosas? Tienes buena cabeza”. “No, mirá”, me decía. Él toda la vida estuvo en temas peligrosos como el… el tema de los vehículos, el robo de vehículos, y todo eso. El papá, el hermano… estuvo preso el hermano y él siguió con esos temas. Él es el único que quedó vivo de, de toda, de toda, de toda esa… ese grupo de muchachos de Gracias. Y se llevaba muy bien con el Rojo cuando ellos se empezaron a pelear con Don H. Eh… bueno, hasta donde sé, también como que ellos participaron en varias, varias limpiezas que hacían ellos.

 

MV1- ¿A qué te refieres?

 

MV2- Eh…

 

MV1- ¿Matar gente?

 

MV2- Sí. Cuando vendían en Gracias, pues… este señor, el Rojo, decía que, huh… que la droga tenía que irse, tenía que pasar. Que no tenía que quedarse ahí.

 

MV1- ¿Adónde pasaba la droga?

 

MV2- O sea, en Honduras

 

MV1- Ajá. ¿Adónde iba?

 

MV2- Venía, pues, para, para acá.

 

MV1- ¿Para los Estados Unidos?

 

MV2- Sí. Que él no quería que se quedara en Honduras porque era un pueblo, era un país pequeño, y eso ocasionaba problemas. Entonces, ahí es donde empezaba… La gente que los narcomenudeaba empezó a desaparecer.

 

MV1- Pero usted le, le pasaba información al Rojo y al (Don) H, ¿sí?

 

MV2- No, porque yo en ese tiempo no era funcionario. Eh … Yo estaba en Gracias, en el restaurante. Eh… Él sí me llamaba me, y me decía: “Mirá… ¿cómo vamos a hacer? Podemos hablar para tal cosa”. Yo entiendo como es mi hermano. Me hubiera mandado a meter preso solo él.

 

MV2 -Y, pues, ¿qué tipo de información le podía pasar si en ese momento estaba el presidente Zelaya… ¿con quién le pudiera conseguir la información? Yo era … yo estaba prácticamente manejando el hotel y el restaurante de mi familia.

 

MV1- Así que está diciendo que en ningún momento le, le pasaste información a El Rojo o a Don H.

 

MV2- Con Don H, no. Solo hablé dos veces de saludarlo. Porque él no, no me… no me… no me … o sea, o sea, no… no…

 

MV1- O sea, que nunca les pasaste información a esos señores, o directamente o indirectamente por medio de terceros.

 

MV2- Pues …

 

MV1-Piénsalo bien.

 

MV2- Correcto. Yo le, le decía a, a, al … ¿cómo se llama? a Carlos… “Carlos”, le digo yo, ¿y cómo es que hacen estas papadas aquí?” “Mirá: hacemos esto, hacemos esto, hacemos esto y pasar todo lo que iban a traer”.

 

MV1- Él te explicaba cómo traspasaban la droga por Honduras.

 

MV2- No. Cómo aterrizaban.

 

MV1- Ah, cómo aterrizaban ellos.

 

MV2- Sí. Iban ellos con unas luces que parecían de Navidad, decía él bromeando.

 

MV1- ¿Por qué él te comentaba a ti todo eso?

 

MV2- Él, con la gente que conocía, pues… éramos pocos allí en Gracias. Inclusive en San Pedro llegaron a trabajar y andar tranquilos, que nadie les decía nada. Y todo el mundo lo sabía. Todo el mundo lo sabía. Era, era…

 

MV1- ¿En qué año es este que estamos hablando?

 

MV2- Eso fue en el año del presidente Zelaya.

 

MV1- ¿Qué año?

 

MV2- Creo que fue en el dos mil siete, ocho; el dos mil siete u ocho. No recuerdo quién era el ministro de… de Defensa o de Seguridad. Hacían ellos lo que querían y la gente les tenía mucho miedo. Inclusive hasta la Policía. Pero cuando llegamos una vez… eh… me dice él: “¿Qué querés, huh… “No, mire”, le digo yo, “no le puedo pedir nada. Si yo no estoy en esas cosas”. “Yo quiero que vos trabajés en esto”, me dijo. “Yo sé como es mi hermano”, le digo. “Sí, sí, pero tenemos que participar en algo”, me dice Carlitos. Entonces se quedaba viendo, así como… Él era mi amigo, me quería. Tampoco es que me quería meter en esas cosas. Mucha gente se aprovechó de ellos. Mucha gente estuvo obteniendo regalías de todo. Carlitos me, me regaló una yegua. Una yegua peruana. Que no era cara, porque él me había quedado debiendo el alquiler de la casa. Y tampoco era, era tanto lo que me debía, pero él me regaló una yegua. Porque ellos andaban con caballos (No se entiende).

 

MV1- ¿Y por qué te debía dinero?

 

MV2- ¿Quién? ¿Carlitos? Porque él vivía en mi casa y me pagaba el alquiler. Entonces hubo un tiempo que no me había ajustado el dinero y… y, pues, como éramos amigos, me tocaba esperar hasta que el papá le mandara. Y fue poco, realmente; como unos cinco o seis meses. Y después me regaló… me regaló esa yegua. Era una yegua de dos mil dólares; era una yegua barata. Bueno, lo que, lo que uno podía obtener.

 

MV1- Ajá

 

MV2 -Porque mis ingresos solo eran… bueno, prácticamente lo que el hotel me daba y lo que trabajaba en… en la propiedad que me dejó mi papá.

 

MV1-Te quiero enseñar algo.

 

MV2- Ajá

 

MV1 -¿Qué es eso?

 

MV2- Eso es una T y una H.

 

MV1- Ajá. ¿De quién?

 

MV2- Supuestamente es Tony Hernández.

 

MV1- ¿Supuestamente?

 

MV2- Porque… por eso le digo: ¿cómo voy… vamos a poner las propias iniciales de uno en algo tan, tan delicado?

 

MV1- Pero, ¿qué es esto? ¿En qué está esa…?

 

MV2- No, eso es una… Eso es un… un kilo… o un paquete de droga, supuesta droga.

 

MV1- Ajá

 

MV2- Pero, ¿por qué pondríamos… por qué pondría yo, si fuera poco inteligente de poner mis iniciales en algo así? Era, era lo que yo le comentaba la vez pasada. Ninguna de estas personas se vino alegre con, con el Presidente.

 

MV1- ¿Quiénes personas?

 

MV2- Todos los que están aquí. Ninguno de ellos se vino alegre con él…

 

MV1- ¿Qué tiene que ver él con ellos y sus problemas en los Estados Unidos y el narcotráfico?

 

MV2- Porque precisamente les cortó una parte de alas con la Policía cuando empezó a depurarlos. Ustedes también empezaron a colaborar mucho más, a trabajar más, más con gente responsable. Y … la depuración valió la pena, y ellos estaban muy, muy, como dicen, muy enojados. Sí, a mí me habían comentado que habían dicho que yo tenía caletas también en unos… en unos camiones en Santa Bárbara. No sé si ha escuchado eso también. Que salió así entre las voces de, del mismo, de la misma gente que se lleva en ese, en ese ámbito.

 

MV1- ¿Entonces, usted piensa o está queriendo decirme que todo esto es un malentendido?

 

MV2- No…

 

MV1- OK

 

MV2 -… que en efecto, si pusieron eso… quién… lo puso. Yo no voy a poner algo que va a ser de mi propio daño… poner mi nombre o mis iniciales en algo que yo sé que obviamente todo el mundo va a decir: “Ése es Tony. Ésas son las iniciales de Tony”.

 

MV1- Entonces, ¿usted está diciendo que nunca ha participado en narcotráfico?

 

MV2- Eso no es mío. Ni, ni… o sea, participado en, en estar con ellos, pues obviamente que sí, pero, eh… algunas veces sí me ofrecieron que entrara, como le repito. Me dijo este señor, el Rojo…

 

MV1- Ajá

 

MV2- “Quiero que participés en un, en un cargamento”. “Hijoeputa”, dije: “Este señor confundió la amistad”. Él estaba tomando. Porque ellos no son amigos de nadie, obviamente. Y Carlitos se me quedo viendo así como quien dice: “Pensalo y hoy (No se entiende) saliendo de ahí y te vienes para acá”. Eh … yo le dije que tal vez no puede venir a relevancia el hablar de principios, pero el participar en eso es como el temor que he tenido yo en… Sí me tomo mis tragos, pero jamás he probado una cosa de esas por el temor que le tengo, que mi papá me inculcó, a eso, y el temor de que me gustara y poder ser un nadie después.

 

MV1- No estamos hablando de …

 

MV2- Sí, sí

 

MV1- … consumir drogas.

 

MV2- Sí, no. Por eso lo tiré a relevancia porque…

 

MV1- Mira, podemos parar este proceso en cualquier momento.

 

MV2- Sí, usted manda.

 

MV1- Porque, eh … no vale la pena … si usted lo que realmente quiere hacer es cooperar y ayudar tu situación … sentarme aquí y escuchar cosas que no son verdad … Tú dices que no participaste en el narcotráfico o no me contestas la pregunta. Lo que dices es: “Bueno, me invitaron, me invitaron”. Señor, esto no llega aquí por alguien invitarte a participar en una vuelta. Usted ha estado metido en vueltas de narcotráfico por años, y esto no es algo que gente ha inventado porque están descontentos con tu papá, que diga, con tu hermano. Piénselo bien.

 

MV2- No; sí, sí

 

MV1- Tienes una oportunidad aquí …

 

MV2- Sí, pero …

 

MV1- La estás desperdiciando.

 

MV2- Pero, pero eso no … no … Como le repito: Yo quiero participar en todo lo que ustedes me puedan presentar, en todo lo que usted…

 

MV1- OK. Olvídate de ese kilo de TH. Está diciendo que eso no es suyo.

 

MV2- No

 

MV1- Está bien. Ya lo ha dicho. Está en el record que no es suyo.

 

MV2- Sí, no … pero, bueno, si fuera, no pusiera mis iniciales.

 

MV1- Puede ser, pero … te quiero hacer una pregunta muy específica.

 

MV2- Ajá

 

MV1- ¿Desde cuándo has participado en narcotráfico? Y no me digas que te han invitado. Piénsalo bien. ¿Desde cuándo has participado en eso?

 

MV2- Es que el participar directamente como usted…, como le repito … O sea, yo no sé para dónde iba, por dónde pasaban. Sí sabía que ellos andaban trabajando y que hacían muchas cosas. Pero si usted mira mis, mi …

 

MV1- Pero, ¿usted los ayudaba? ¿Tú los ayudabas?

 

MV2- No, pero …

 

MV1- Tal vez no manejabas el camión.

 

MV2- Pero, ¿qué información les iba a dar, si yo no era … O sea, estaba el gobierno de Manuel Zelaya, cuando era un problema entre los dos partidos. Cuando él era del partido … existía el partido liberal, no podía entrar ni una persona a consultar algo ahí … al ministerio, … al gobierno.

 

MV1- ¿Pero sí estás diciendo que tenías que ir a consultar con el ministerio para ayudar a los narcotraficantes?

 

MV2- No, porque en ese momento, ¿yo quién era? Era un … bueno … un simple mortal como decimos en … en el argot popular allá. Pasaba desapercibido, tranquilo. Sólo era el hermano de Juan Orlando, porque él era diputado nada más en ese momento.

 

MV1- Eso es bastante poder en Honduras.

 

MV2- No, el diputado de Lempira no. Cuando él ya fue secretario y presidente del Congreso, ¡ahí! Pero diputado, no. Yo fui diputado cuatro, los cuatro años anteriores y fue lo … lo…

 

MV1- Sí

 

MV2- Yo prácticamente conocí cosas que en años anteriores fueron mucho mejor, como dicen … pero, directamente, como le digo …

 

MV1- No, estoy … no tiene que … Yo no te pregunté “directamente”. Yo te pregunté si tú has participado en vueltas de narcotráfico. No estamos … Yo no quiero estar aquí para jugar con palabras.

 

MV2- Sí, sí; lo entiendo.

 

MV1- Tú sabes porque estás aquí.

 

MV2- Pero es que yo no sé cómo responderle si le digo que no, porque usted me dice que está seguro que sí. Y yo … y yo quisiera saber … qué hice, (en) qué participé, cuándo le dije a Daniel: “Vamos a traer tal cosa” o “Ustedes háganlo por aquí. O hagan lo otro por allá”.

 

MV1- Entonces, tú no vas a estar convencido hasta que se te muestren las pruebas de lo que me quieres decir.

 

MV2- Porque yo no he participado, yo no he tenido ninguna ganancia de eso. No he tenido ninguna … Si usted mira como vivo, mis cuentas y todo, pues, eso es prácticamente lo que he logrado hacer con mi negocio (unintelligible).

 

MV1- Bueno, hay varias formas de esconder ganancias.

 

MV2- Sí, no, claro

 

MV1- ¿OK?

 

MV2- Claro. Hay varias formas de esconder ganancias. Pero, directamente, …

 

MV1- Y, mira, si tienes algún temor … si tienes miedo de hablar de ciertas personas, eh, socios, gente violenta, eso lo entiendo.

 

MV2- No, si ya ellos a nosotros nos han declarado la guerra desde que se vinieron. Dicen que es culpa de … del presidente que él los haya mandado. Eso nosotros lo pasamos con temor todos los días.

 

MV1- Bueno, a mí no me interesa esa … lo que usted está hablando es de política. Eso no tiene nada que ver …

 

MV2- No, a los narcotraficantes me refiero. Todos los que se vinieron nos han declarado que en cualquier momento alguien de la familia va a pagar por lo que el presidente hizo en mandarlos para acá.

 

MV1- De eso yo no sé.

 

MV2- Sí. Era por eso cuando yo le decía Manny: “Manny, la gente sabe porque salieron en los medios diciendo que yo había venido”. Que dijeron que nunca vine.

 

MV1- Bueno, es más: cuando usted se reunió con el oficial que está aquí al lado mío, los fiscales, …

 

MV2- Ajá

 

MV1- … usted dio declaraciones falsas a ellos.

 

MV2- Mmm. Habría que ver cuáles.

 

MV1- Bueno, si no estoy equivocado, ellos te preguntaron si usted conocía a los Cachiros. Dijiste que no.

 

MV2- Ajá

 

MV1- ¿Verdad?

 

MV2- Ajá

 

MV1- Entonces ellos te mostraron un video.

 

MV2- El video. Ahí …

 

MV1 – Tú has aceptado dinero de los Cachiros.

 

MV2- No me entregaron. Sí me lo propusieron. Cuando, cuando yo le mencionaba el tema del muchacho que me invitaba constantemente a que atendiera a este señor con el tema de construir una hidroeléctrica en, en Atlántida, eh … él fue compañero mío en la universidad. Inclusive con Marlon, el muchacho que se fue, fueron compañeros, compañeros. Eh … y le dije: “Mire, ¿qué es lo que vamos a ver?” “Es que, mire, que tenemos esto y hacer otro tema de Ceiba”. Pero yo venía saliendo de Casa Presidencial, de hacer unas diligencias, estábamos cerca y yo no me acordaba … no sabía quién era él porque yo sólo había visto al señor este en la tele … a este Leonel …

 

MV1- Ajá

 

MV2- Y yo creo que el que llegó fue el más joven. Todavía no tengo la certeza quién de ellos fue, pero sí fue uno de ellos. Eso sí estoy más que cien por ciento seguro, igual que ustedes. Cuando me dijo: “Mire y… tenemos aparte”, y sacó un legajo, porque fue a un restaurante, en un lugar público. “Está esto también”. “¿Y qué es eso?” “Nos debe el gobierno tanto y tanto”. “Bueno, mire, lo que yo puedo hacer es averiguar”. Ahí en la grabación tiene que decir prácticamente lo que yo le dije. “yo lo que puedo hacer es hablar con el ministro o con el director de carreteras y preguntar por qué no se le ha pagado”. Y refiriéndonos a ese tema ahorita … después, cuando salimos de ahí … él obviamente habló de un porcentaje. No recuerdo de cuánto. Y este muchacho, el Alero, que se … a él dicen el Alero … de apellido Ramírez, y me seguía insistiendo que, que podía agarrar … entonces, y por eso es que asistí a esa reunión. Cuando me dieron ese legajo yo me fui a la Dirección de Carreteras y le pregunté: “Ingeniero”, le digo yo, “¿y qué es esto? Mire, esta gente me están diciendo que se les debe tanto”. “¡Huy!”, me dice el Ingeniero (unintelligible), “llevate eso de aquí, que vas a terminar en un problema”. “¿Qué pasó?” le dije. “Eso es de los Cachiros”. “¡Pucha!” dije. “Te vas a meter en un problema con tu hermano”. “¡Pucha!” le digo. Entonces eh … “botá esa mierda”, dice. Así en esas palabras: “botá esa mierda”. Y yo me deshice de él. “Y no me la dejes aquí. Lleváte eso para otro lado”. Y me comentó: “Acordáte de la noticia”, me dijo, “que el presidente Obama dijo que ellos habían sido … que ellos eran los mayores distribuidores de drogas para Estados Unidos y que después el presidente Hernández dijo …” Ahí es donde viene el tema este. El presidente Hernández dijo que no les iban a pagar a esas empresas porque tenían el problema de estar en la … en el ojo del huracán, tanto en Estados Unidos como en la misma … la misma … el mismo ministerio público en Honduras. Eso fue el primer año. El primer año. Yo tenía tal vez tres o cuatro meses de ser diputado. Y eso no se pagó.

 

MV1- Tú ya sabías quiénes eran los Cachiros.

 

MV2- Sí, sí

 

MV1- Todo el mundo en Honduras lo sabía.

 

MV2- Y el señor este, Leonel, todo el mundo lo conocía.

 

MV1- Usted dijo que quería empezar este proceso de colaboración hace un año …

 

MV2- Sí

 

MV1- ¿Con qué información estabas pensando colaborar?

 

MV2- Eh … Por eso, lo que usted me pregunte, pues yo puedo tirarlo a la mesa acá. Pero de eso, pues, yo ahí sí podría decirle y usted se me puede enojar y yo voy a salir perdiendo, yo (unintelligible).

 

MV1- Yo no estoy enojado.

 

MV2- No, porque le diga que eso no es mío. ¿Cómo voy a poner …? Sólo faltaría que le ponga entonces Juan Antonio Hernández.

 

MV1- Mire, lo que usted dice aquí no me va a enojar.

 

MV2- No, no, no. Claro.

 

MV1- De ninguna manera. Esta no es mi oportunidad.

 

MV2-Sí

 

MV1- Es la suya.

 

MV2- Es la mía; yo entiendo.

 

MV1 -¿OK?

 

MV2- Pero no puedo admitirle eso que está ahí porque puede ser TH; puede ser … ¿Cómo voy a … cómo voy a poner mis iniciales en un negocio de esos tan, tan peludo? Y que yo sé que voy a ser el primero en salir, en salir en problemas.

 

MV1- ¿Cuáles son los, eh, los narcotraficantes que usted conoce, además de don Emilio y el Rojo?

 

MV2-Mario José Cáliz

 

MV1- ¿Quién más?

 

MV2- Eh, bueno, los que ya están acá, ¿no?

 

En su declaración, Tony Hernández negó tener que ver con los paquetes de droga marcados con las iniciales TH, pues dijo que sería muy obvio.

 

MV1- No, cualquiera. Puedes empezar con los que están acá.

 

MV2- Bueno, en su orden como han venido: Los Cachiros. Don H. Eh … Dos de esos últimos que vinieron nunca los escuché.

 

MV1- ¿Los dos … los Valles?

 

MV2- No, los Valle; los Valle sí

 

MV1- Sí los conoces.

 

MV2- Los Valle los conocí. Sí, los conocí en un cumpleaños en (unintelligible).

 

MV1- Aja

 

MV2- Y los conocí también porque me mandaron al famoso Toño Frontera con el que supuestamente íbamos a matar a mi hermano y al embajador. Y me mandaron a ofrecer dinero. Y me dijeron en la campaña que daban helicópteros, que daban dinero y que me podían hacer presidente, perdón, diputado. “Y dígale a Samuel”, me dice, que Samuel era el propietario y yo era el suplente … Eh … no, le digo a Samuel … cuando le digo a Toño: “Mire, Toño, yo no le voy comentando las cosas. Usted va a terminar en líos también, como han terminado todos. Tiene buenos negocios su familia. Mire que si usted no le para bolas … Usted lo que quiere es pisto, pisto le voy a traer”. Y llegaba a mi finca, a mi finquita, vamos, no es finca, finca. Ustedes ya la han de conocer. O la … O por lo menos saber que no es algo ostentoso. Es algo que me dejó mi papá. Y llegaba casi a diario.

 

MV1- ¿Quién llegaba?

 

MV2- Toño Frontera

 

MV1- ¿Con qué?

 

MV2- Con el objetivo de llevarme donde ellos o llevarme dinero para … Ellos sí me pidieron directamente información. Faltando unos días para que los detuvieran, eh … me llegó a buscar el muchacho este y le digo yo: “Mire, ¿quién los está pajeando a ustedes? A los señores los van a llevar. Si hay alguien de la policía que les está dando mentiras, díganle que eso es falso. Nadie va a detener eso. Esos señores se los van a llevar”. “Sí, pero el trato”, me dice, “es que no se los lleven”. “Bueno, yo no sé quién hizo el trato, porque con Juan no se ha hecho y usted sabe como es Juan”. “Pero, mire Tony, ayudémosles”, no sé qué. “Si hay alguien de la policía que les está diciendo”, digo “que no se los van a llevar — se los van a llevar y los van a detener”. Ellos sí me mandaron a ofrecer directamente dinero para eso exactamente. Para la información. Y con … con el señor Pacheco yo nunca, nunca tuve acceso a poder preguntarle algo.

 

MV1- ¿Quién es el señor Pacheco?

 

MV2- El … el secretario de defensa, perdón, de seguridad. El general Julián Pacheco, que en ese tiempo, en ese tiempo sí creo que estaba de Inteligencia. No, estaba de ministro. Inclusive el señor Lobo lo mencionó. Yo no sé cómo va en ese tema él Eh … lo mencionó, que él llegó a buscarlo. Con él, pues, yo no tuve acceso a poder hablar directamente, peor preguntarle una cosa de ésas. Solo lo miré una vez en un concierto. Y yo noté que era una persona muy seria. Eh … Usted sabe cómo, cuándo poder hablar con alguien para X tema, para poder sacar información o para poder decirle: “General, ¿usted me puede proporcionar tal cosa?” A vox populi se sabía que los señores estos los detenían. Los detenían porque los detenían. Y que los agarraban y que los iban a agarrar. Y ellos son los que habían programado cuándo iban a asesinar al presidente el quince de septiembre del dos mil quince, creo. Quince o dieciséis, ahí, llegando a Gracias. Que él está pagando por eso con otro señor salvadoreño y un exmilitar hondureño. Que era una persona de Gracias. Una persona conocida de nosotros.

 

MV1- ¿Quiénes son los otros narcotraficantes que usted conoce?

 

MV2- Perdón … vamos a irnos por zonas. Este señor Pinto.

 

MV1- ¿Primer nombre?

 

MV2- Eh … que estaba en la zona sur de Honduras. Él creo que anda huyendo también. Él creo que anda huyendo. El señor Pinto. Creo que también el hermano. Ellos son de Copán. Trabajaban con ellos directamente. Eh … por la zona costera, bueno, ahí sólo eran estos señores de los Cachiros, y no sé si dejaron a alguien más ahí en esos temas. Porque yo ahí no voy; ni a Copán ni a lugares así porque me han prohibido por lo peligroso que está. Pero déjeme hacer memoria de más. Pero este muchacho de Gracias, sí.

 

MV1- ¿Cuál?

 

MV2- Mario José Cáliz. Y es una persona que está invirtiendo una cantidad de dinero exagerada.

 

MV1- ¿Con quién trabaja él?

 

MV2- Eh … pues yo creo que ha de trabajar ya con alguien de afuera.

 

MV1- ¿Cómo así “afuera”?

 

MV2- De afuera de Honduras

 

Héctor Emilio Fernández Valle era uno de los capos de la droga que también operaba en el departamento de Copán en contubernio con el cartel de los Valle. Una vez que el emporio de los Valle se fue desarticulando con las operaciones montadas por la Policía Nacional, Ministerio Público y la Agencia de Control de Drogas de Estados Unidos (DEA), Don H se refugió en la zona norte de Tegucigalpa, El Hatillo, en donde fue capturado en octubre de 2014. Estados Unidos lo acusó de conspirar para introducir cocaína a este país fue extraditado en febrero de 2015.

 

MV1- Sí, pero, ¿con quién? ¿Gente de que país?

 

MV2- Eh … pues tiene que ser algunos contactos que él tiene en Guatemala. Porque él trabajaba directamente con El Rojo y era la mano derecha de él. Y algunas inversiones que se están haciendo ahora ahí que … ¡ufff!

 

MV1- ¿Cómo sabes las inversiones que se están haciendo?

 

MV2- Porque está un primo de él dirigiéndolas.

 

MV1- ¿Usted tiene contacto con Cáliz?

 

MV2- Ya poco, poco. Porque desde la campaña quedó una fricción cuando él quería ser alcalde y el presidente no, no, no lo apoyó para que fuera en las planillas.

 

MV1- ¿Cuántos años lleva trabajando Cáliz en el narcotráfico?

 

MV2- Bueno, desde … dos … casi dos años. Más tal vez.

 

MV1- ¿Dos años?

 

MV2- Creo que más. Pero eso, eso es algo público.

 

MV1- No, no es público.

 

MV2- Allá sí es público. Allá en Gracias todo el mundo lo sabe. Si le tienen miedo a él. Le tienen miedo. Y de más importe, como le digo, él me fue a ofrecer ese tema de poder pasarlo en cilindros con, con nitrógeno. Y es una persona muy, muy aguerrida; muy …

 

MV1- ¿Por qué él te ofreció a ti pasar eso en los cilindros?

 

MV2- Siempre tratan de involucrar a alguien para poder estar en el … tener algo del, del Estado. Ya puede ser información, ya puede ser logística o algo por el estilo, para ingresar a alguien o comprometer al, al gobierno para que les ayude. Eso siempre, siempre ha pasado. Es un modus operandi del narcotráfico y … y del crimen organizado.

 

MV1- ¿Cuántos de estos narcotraficantes te han ofrecido a ti meterse en vueltas con ellos?

 

MV2- Bueno, El Rojo

 

MV1- Ajá

 

MV2 -Este muchacho, Toño Frontera, que está preso, pero lo que él me decía directamente que me daban el dinero; y usted agarra una vez y tiene que ser un recluta de ellos. Y con Hon H, le sería mentiroso. Ese señor yo no … yo sólo lo saludé dos o tres veces.

 

MV1- Él nunca te ofreció …

 

MV2- No, porque no … él sí llevaba … yo lo conocí a él por un compañero del Congreso. Ellos fueron … estudiaban en un colegio de ganadería y ellos empezaron a montar toros y ahí se conocieron. Y por él fue que yo lo conocí. Así es que … Él se llama Juan Carlos Valenzuela, y …

 

MV1 -¿Toño Frontera es Carlos Valenzuela?

 

MV2- No, no, no

 

MV1- ¿No?

 

MV2- No. Juan Carlos Valenzuela es el diputado que por él lo conocí, porque fueron compañeros en el, en el ….

LaPrensa.hn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *