Ficohsa vinculada a Súper 99, una empresa cuestionada por corrupción y cuyo presidente es Ricardo Martinelli

Super 99 y Ficohsa 1Redacción: Cholusat Sur (laprensa.hn, centralamericalink.com, laestrella.com.pa y tvn-2.com)

Ficohsa, un banco hondureño con operaciones en Panamá,  reconoció su “alianza” con Súper 99 (Importadora Ricamar, S.A.), una empresa del cuestionado ex presidente Ricardo Martinelli.

Autoridades de la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV), identificaron la ubicación de Súper 99 (Importadora Ricamar, S.A.), en la calle 16 de Rio Abajo en ciudad de Panamá, esta dirección fue utilizada para la apertura de una  de cuatro cuentas bancarias “que presentaban manejos irregulares”.

El ex presidente de Panamá aparece como el Presidente de Súper 99 (Importadora Ricamar, S.A.) y Javier Pariente es el vicepresidente ejecutivo.

Pariente es señalado de participar en un fraude por más de $60 millones para adquirir alimentos para un programa social del gobierno (PAN), así como de estar estrechamente relacionados con los negocios de Ricardo Martinelli.

Del mismo modo, la Fiscalía Primera Anticorrupción investiga por los mismos cargos  a Roberto Brin, otro ejecutivo de Súper 99 (Importadora Ricamar, S.A.).

Según el portal de internet, CENTRAL AMÉRICA LINK, “el Grupo Financiero Ficohsa, estableció una alianza estratégica con la empresa panameña de supermercados Súper 99 (Importadora Ricamar, S.A.)”.

Super 99 y Ficohsa 2

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

“Para el Grupo Financiero Ficohsa es de mucha satisfacción estar lanzando nuestra tercera tarjeta de crédito en el mercado panameño” dijo el presidente ejecutivo de Ficohsa, Camilo Atala, destaca la publicación.

Super 99 y Ficohsa 4

 

 

 

 

 

 

 

 

 

“El Presidente panameño Ricardo Martinelli es el actual presidente y director de la mesa directiva de Súper 99 (Importadora Ricamar, S.A.)”, señala el sitio de negocios.

Super 99 y Ficohsa 5

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En un reportaje elaborado por el periodista Kevin Ortega, el cual fue publicado por el hondureño diario La Prensa  se destaca a cinco columnas que BANCO FICOHSA SE UNE CON SUPER 99 PARA LANZAR TARJETA DE CRÉDITO EN PANAMÁ.

La publicación acredita a Camilo Atala la siguiente declaración, “seguimos simplemente nuestro modelo de negocios, haciendo alianzas estratégicas con comercios lideres”.

Super 99 y Ficohsa 6

 

 

 

 

 

 

 

 

El actual Designado Presidencial de Honduras Ricardo Álvarez asistió a la noche en la que Ficohsa firmo su alianza comercial con el cuestionado ex Presidente de Panamá Ricardo Martinelli.

Super 99 y Ficohsa 7

 

 

 

 

 

 

 

El empresario hondureño Luis Kafie fue también un invitado de honor.

Super 99 y Ficohsa 8

 

 

 

 

 

Este es el resultado de la alianza entre Atala y Martinelli, vea sus nombres en la tarjeta.

Televisora panameña revela vínculos de Súper 99 en el escándalo de corrupción

TVN Noticias obtuvo pruebas que revelan las millonarias sumas de dinero que recibió Mario Martinelli e Importadora Ricamar, S.A., razón social de los Súper 99 en cheques a nombre de la cuenta bancaria de la compañía, tras negocios realizados con el PAN por la venta de los granos.

Mario Martinelli Berrocal, hermano del expresidente Ricardo Martinelli, estaría detrás de la empresa Hialing Corporation, S.A., que negoció con el Programa de Ayuda Nacional (PAN) no solo la venta de granos, pero también las mochilas escolares con sobrecostos durante la pasada administración gubernamental

Hialing Corporation, S.A. fue creada el 11 de agosto de 2009 por Eloy Grimaldo Paredes y Adolfo Grimaldo Paredes.

Así consta en la declaración indagatoria que rindiera el empresario colombiano, responsable de Hialing Corporation, Pablo Ruiz Obregón por el caso de las mochilas escolares.

La investigación por la compra de mochilas escolares se encuentra suspendida. Sin embargo, Ruiz Obregón vinculó a Mario Martinelli y contó cómo se gestionaban los contratos que se adjudicó esa compañía por la venta de varios productos.

Martinelli Berrocal enfrenta cargos por los supuestos delitos de corrupción y estafa, formulados por la Fiscalía Primera Anticorrupción en el caso de la compra de los granos.

CUANTIOSAS SUMAS EN CHEQUES

En general, los cheques a los que tuvo acceso TVN Noticias, están relacionados con el caso de la compra de granos a través del PAN.

Entre septiembre de 2011 y agosto de 2014 Hialing Corporation, S.A., de Ruiz Obregón giró siete cheques a favor del empresario Martinelli, que suman 5.3 millones de dólares.

En el expediente por este caso hay cheques varios por diferentes sumas, uno por 1.9 millón de dólares por venta de arroz a Hialing Corporation S.A, otro de 728 mil dólares por venta de lentejas, otro de 100 mil dólares en concepto de las ganancias que recibía por financiar el proyecto, uno por 310 mil dólares por la venta de porotos. Además, se giró otro cheque por 542 mil dólares que no se especificó el concepto.

En el sumario también hay un cheque pagado a Mario Martinelli por 1 millón 440 mil dólares por 32 mil quintales de arroz, eso significa que compraron el quintal de granos a 45 dólares, pero en el expediente consta que Hialing Corporation le vendió cada quintal de arroz al Estado en 80 dólares, lo que implica la duplicación del precio.

Importadora Ricamar, en tanto, recibió 7 cheques, que suman unos3 millones 42 mil 943 dólares.

HIALING CORPORATION Y LAS MOCHILAS ESCOLARES

La creación de la empresa Hialing Corporation, S.A., habría sido una iniciativa de Mario Martinelli Berrocal.

Así lo reveló en la declaración indagatoria el empresario Ruiz Obregón, quien definió a Mario Martinelli como «socio accionista» de la compañía.

Ruiz Obregón indicó además, que su padre, Jaime Ruiz, figuraba como socio accionista de la empresa.

Tres hombres claves están ligados a los negocios que se hacían a través de esa compañía con el PAN: Mario Martinelli Berrocal, Roberto Brin y Roberto Luzcando, estos dos últimos empleados de Importadora Ricamar, S.A.

Estas tres personas, denominados los «socios de proyectos», según Ruiz Obregón, se encargaban del financiamiento, contacto con los proveedores, adquirir los productos y asesorarlo a él.

En recientes declaraciones el abogado José Nelson Brandao, defensa de Mario Martinelli, indicó que su cliente no era el dueño de Hialing Corporation, S.A.

Sobre el caso de las mochilas escolares, Ruiz Obregón indicó en su indagatoria que los socios de proyectos, le indicaban quién era el proveedor de mochilas en China y a cuál debía hacer la compra.

Una vez tenían las especificaciones requeridas para las mochilas, se le enviaba una muestra a China y los «socios de proyectos» se encargaban de negociar el costo de las mochilas y le indicaban a qué lugar y el monto que se debía girar, según Ruiz Obregón.

 


La Prensa de Panamá revela más pruebas

Pariente

Fuentes judiciales revelaron que en la diligencia de ampliación de indagatoria realizada en la Fiscalía Segunda Anticorrupción, el exdirector del Programa de Ayuda Nacional (PAN) Giacomo Tamburrelli hizo mención del nombre del empresario Javier Pariente, actual gerente de Ensa y exvicepresidente ejecutivo de Importadora Ricamar (razón social del Súper 99).

Y no es la primera vez que el nombre de Pariente sale a relucir en el tema de la compra que hizo el PAN de comida deshidratada y por la que es investigado Tamburrelli. Pariente ya fue señalado por una fuente vinculada a las negociaciones de dos contratos por la suma de $60 millones para adquirir estos alimentos para el PAN.

“[Javier] Pariente es amigo personal de Rubén De Ycaza, que vendió la comida, y a través de él, se llevó la muestra del producto a la Presidencia”, afirmó el informante, tras indicar que poco después el entonces ministro de la Presidencia, Demetrio Papadimitriu, promovía la comida que en menos de tres meses se distribuía en las escuelas.

Cuestionado Pariente sobre estos señalamientos, afirmó escuetamente que “eso no es tan así”. “[De Ycaza] es amigo mío. Lo conozco desde hace más de 40 y pico de años, crecimos juntos”, dijo, pero negó tener algún vínculo con la empresa proveedora de la comida deshidratada –Lerkshore International Limited– que recibió pagos del PAN a través de giros internacionales por sumas millonarias refrendadas por la excontralora Gioconda Torres de Bianchini.

Gonzalo Moncada, abogado de Tamburrelli, no confirmó ni negó la vinculación que hizo su cliente de Pariente en este escándalo para no perjudicar las investigaciones.

VÍNCULOS Y CONEXIONES

Pariente está estrechamente relacionado con los negocios del expresidente Ricardo Martinelli: es dignatario, junto con familiares del exmandatario, en al menos 40 sociedades anónimas.

Una de esas sociedades es Airmax, S.A., que se dedica a la venta al por mayor de acondicionadores de aire. En esta compañía figuran como directores el expresidente Martinelli; su esposa, Marta Linares, y su hijo Luis Enrique Martinelli Linares.

También aparece Roberto Brin, empleado de Martinelli, y a quien la Fiscalía Segunda Anticorrupción le formuló cargos la semana pasada, luego de que el exdirector del PAN Rafael Guardia –en su declaración indagatoria– reveló que tenía que beneficiarlo con jugosos contratos por instrucciones de Ricardo Martinelli y de su secretario privado, Adolfo Chichi De Obarrio.

Brin se limitó a responder ayer que no es dueño o accionistas de empresas relacionadas con el escándalo del PAN, como Hialing Corporation, S.A. que vendió juguetes y bolsas con comida al despacho de la ex primera dama Marta Linares de Martinelli.

Pariente, además, comparte directiva en sociedades anónimas con Mario Martinelli, hermano del expresidente, que Guardia delató como uno de los empresarios que vendió al PAN arroz con sobreprecios.

Esa cercanía de Pariente con el expresidente también lo llevó a ocupar, en agosto de 2009, el cargo de director ante la junta directiva de la Agencia del Área Económica Especial Panamá Pacífico en representación del Ejecutivo.

CONCESIONES

Pero no fue todo. Pariente fue beneficiado con contratos directos en el aeropuerto de Tocumen bajo la administración de Martinelli.

Por ejemplo, su compañía Propinsa, S.A. recibió más de 4 millones de dólares en contratos, la mayoría relacionados con el suministro, mano de obra e instalación de repuestos de máquinas rayos X, por ser el proveedor exclusivo de la marca Smith Detection, fabricante de las máquinas de rayos X que usa el aeropuerto de Tocumen.

Esta misma compañía también vendió en marzo de 2010 a Tocumen un incinerador, procedente de Estados Unidos, a un precio de 217 mil dólares para darle tratamiento a la basura internacional. Pero ese equipo fue importado a un costo de tan solo 65 mil dólares.

Propinsa, S.A. está relacionada con la compañía Ingenierías y Gestiones, S.A. (Ingesa), creada en marzo de 2010, para dar servicio de mantenimiento en general y especializado, construcción de apartamentos, remodelaciones e inspecciones a construcciones.

Nada dice de recoger desechos sólidos internacionales. Pero, a pesar de ello, fue contratada por Tocumen para ofrecer ese servicio durante seis meses.

En tanto, la asistente que tiene Pariente en Ensa también aparece como directiva de una compañía de reciente constitución, que recibió una concesión directa en la terminal aérea de Tocumen para vender snacks, bebidas y pizzas. Se trata de Zelideth Tello, quien labora en Ensa y que evitó hablar del tema.

La sociedad es Travel Services Pro, S.A., entre cuyos directivos figura Pedro Martez, cuñado de Pariente; mientras que la abogada que protocolizó el acta de la sociedad es Mariel Jované, abogada de Ensa.

En su momento, Pariente se distanció de estas relaciones y coincidencias. “No tengo nada que ver ni como administrador ni director ni accionista de esa sociedad“. “Sí era de mi conocimiento que un hermano de mi esposa es director, condición que es de su total incumbencia”, dijo.

 

Acusan a ejecutivo de Súper 99 de extorsión para cobrar 10 millones de dólares

Sociedades Panama

El empresario venezolano Luis Aular Peralta –dueño de la compañía Outsourcing de Venezuela, S.A., a cargo de la construcción de la Cadena de Frío, por $75 millones– acusó a Javier Pariente –exvicepresidente de Importadora Ricamar, razón social de los Súper 99, cuyo dueño es el expresidente Ricardo Martinelli– de haberlo “extorsionado” para que firmara un contrato de “comisión” por unos $10 millones.

Aular Peralta suscribió el contrato con el abogado Amado Arjona Duque, el tercero en menos de dos años, firmado con empresas que recibieron, a su vez, contratos por $135 millones, a través de dependencias del Ministerio de la Presidencia, bajo la gestión de Jimmy Papadimitriu.

En suma, Arjona Duque firmó contratos privados por $22 millones: $12 millones por supuestas “asesorías” al proveedor de la comida deshidratada: Lerkshore International Limited, cuyo representante es Rubén De Ycaza, amigo personal de Pariente; y casi $10 millones por supuestos “honorarios” en la Cadena de Frío, que construyó Aular Peralta.

Este último dijo a La Prensa que, tras ganar la licitación, Pariente le advirtió de que si no firmaba el contrato de “comisión”, el gobierno de Martinelli ejecutaría la fianza del proyecto, que ascendía a unos $50 millones. “Eso sería un duro golpe económico para mí y tuve que firmar”. Pariente decía que representaba al “tiburón blanco”, refiriéndose a Martinelli, subrayó, al tiempo que mostró otro contrato que a la postre dijo haber anulado el pago de “comisiones”.

Pariente también es señalado como el “artífice” del negociado de la comida deshidratada, que comieron cientos de miles de niños.

La Prensa trató de ubicar a Pariente ayer a su celular y a través de sus abogados, pero no respondió.

FACTURACIÓN

Que un abogado poco conocido en Panamá facture en menos de dos años 22 millones de dólares por dar “asesoría” es una hazaña que pocos de sus colegas –incluyendo los de grandes firmas– pueden presumir. Sin embargo, parece posible, en especial, si el dinero proviene del Estado.

El abogado Amado Arjona Duque puede dar fe de ello. Su nombre aparece en dos contratos privados celebrados con la empresa que obtuvo los contratos de comida deshidratada: Lerkshore International Limited, a la que el Programa de Ayuda Nacional (PAN) le pagó la suma de 60 millones de dólares, bajo la gestión de Giacomo Tamburrelli.

Pero estos dos no fueron los únicos. Arjona Duque también fue pieza clave en el multimillonario contrato de la Cadena de Frío, que firmó el entonces ministro de la Presidencia, Demetrio Jimmy Papadimitriu.

Los contratos de “asesoría” con Lerkshore International Limited –representada por Rubén De Ycaza– que firmó Arjona Duque por la comida dehidratada, sumaron casi 12 millones de dólares.

Lerkshore vendió al PAN los alimentos deshidratados que fueron distribuidos entre niños de escuelas públicas de las zonas más pobres y que, tanto el Ministerio de Salud como el Hospital del Niño, coinciden en que nunca debieron haberse entregados ni consumidos por su alto contenido de sodio.

‘GRAN LABOR’

Arjona Duque, en sus contratos de comisionista, se obligaba a funciones que no requerían mayor esfuerzo: “inscribir la empresa como proponente ante el PAN; adquirir el pliego de cargos y asistir y representar a la compañía en el acto público” y “asesorar a la empresa en los aspectos técnicos, económicos, administrativos y financieros de la propuesta y revisar el informe de evaluación y verificación del acto público objeto del contrato”.

A cambio, el abogado cobró honorarios multimillonarios –a través de la firma Arjona, Figueroa, Arrocha y Díaz– dinero que fue a parar a cuentas bancarias de sociedades locales y off shore en Islas Vírgenes Británicas.

Las autoridades le siguen el rastro al dinero para identificar a los beneficiarios finales, para lo cual giraron oficios a bancos locales solicitando copia de las aperturas de cuentas de esas compañías, transferencias recibidas y enviadas, y copias de los depósitos.

Dos sociedades investigadas son Apollo International Services, Inc. y Starlington Holdings, Ltd. –registradas en Islas Vírgenes Británicas– a las que se les envió dinero de los contratos de comisión de Arjona Duque. Y tras una operación de triangulación, recalaba nuevamente en la banca local.

Pero en este caso hay, al menos, otras 20 sociedades que recibieron fondos de compañías de Arjona Duque, entre cuyos directores figuran nombres como Ariel Arjona, Yulissa Ortega, Idaliz Guiraud, Juana Carrasco, Ana Verónica Rojas y Cecibel Carrasco, todos vinculados a este abogado.

LA SONRISA DE LA FORTUNA

Menos de un año después de firmar los contratos privados en la compra-venta de la comida deshidratada, Arjona Duque volvió a pactar honorarios profesionales con un nuevo proveedor estatal.

Esta vez debía “asesorar” a Outsourcing de Venezuela, S.A. que, en consorcio con la empresa panameña Mejores Acabados, S.A., firmó un contrato con el ministro Papadimitriu para construir la Cadena de Frío, a un costo de 75 millones de dólares, de los cuales, Arjona Duque recibió 9.5 millones de dólares.

Outsourcing de Venezuela, S.A., fue el único consorcio que participó en la licitación. Quizás por ello, el “agente comisionista” no tenía dudas de que su cliente se alzaría con la millonaria contratación.

La pregunta de los 10 millones de dólares es ¿por qué Outsourcing Venezuela, S.A., –representada por Luis Aular Peralta– necesitó de una empresa panameña para ganar la “licitación”? La pregunta

es pertinente porque Outsourcing Venezuela es dueña del 99.5% del consorcio, mientras Mejores Acabados –su socia panameña, representada por Juan Gabriel Pérez Silva– tenía apenas el 0.5%.

‘EXTORSIÓN’

El empresario Aular Peralta habló con La Prensa y admitió que firmó el contrato de “honorarios profesionales” porque fue “extorsionado” por Javier Pariente, exvicepresidente ejecutivo de Importadora Ricamar, razón social de los Súper 99 (Importadora Ricamar, S.A.).

Contó que Pariente hablaba en nombre del entonces presidente Martinelli y que le advirtió que tenía que firmar el contrato con Arjona Duque; de lo contrario, el gobierno de Martinelli ejecutaría la fianza de cumplimiento del proyecto Cadena de Frío, que ascendía a unos 50 millones de dólares.

Curiosamente, el contrato de 9.5 millones de dólares por “honorarios profesionales” de Arjona Duque se firmó tres meses después de que Papadimitriu adjudicó el proyecto de la Cadena de Frío al consorcio. Las preguntas vinculadas a estos y otros contratos no fueron respondidas ni por Pariente ni por su abogado.

Arjona Duque tiene más historias. Fue mencionado en el escándalo del colombiano David Muria Guzmán, a quien le creó múltiples sociedades anónimas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *