Martinelli vinculado a más casos de corrupción en Panamá

Tomado de tvn-2.com

La Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) plantea que hay “fuertes indicios” que indican que en el escándalo de Financial Pacific (FP) hubo “triangulaciones”, que se realizaron en el gobierno pasado, para obtener un “provecho económico directo”.

Entre los mencionados en el expediente que preparó la SMV sobre este caso, destacan: El expresidente Ricardo Martinelli y sus hijos, cercanos colaboradores suyos, incluyendo empresarios, un diplomático y expertos en finanzas y en minería.

Los nombres se repiten a lo largo del documento al que tuvo acceso TVN Noticias: Raúl Ferrer Arosemena, Juan Luis Correa, David Díaz Garcés y Marcelino Vásquez; Richard Fifer Carles, David Kaplan, Daniel Small y David Levy. También están: Aaron Mizrachi, Tse Yum Ling, Navin Bhakta, Gumersindo García, Diego Arango Pezet, Joao Manuel y West Valdés.

También están mencionados los hijos del exmandatario: Luis Martinelli Linares, Ricardo Martinelli Linares y Carolina Martinelli Linares.

De acuerdo con la SMV, las personas señaladas en el expediente “ se asociaron para configurar la conducta criminal descrita en el artículo 249 del Código Penal, al utilizar información confidencial obtenida por medio de una relación privilegiada, con el fin de obtener un provecho económico directo, en relación a la compra y posterior venta de las acciones de la empresa Petaquilla”.

La SMV advierte que “todas esta personas beneficiadas con las conductas antes descritas tienen un punto en común que las relaciona al verificarsetriangulaciones entre sus transacciones y las fechas de las mismas”.

Sus beneficiarios directos son partes muy relacionadas que compartieron información confidencial “para beneficio común”, añade la superintendencia.

En el documento, el organismo regulador hace mención a las “ ganancias correspondientes entre tres cuentas” de inversión, denominadas así: High Spirit ($829,781.92); Ricardo Martinelli ($102,876.08); y Distribuidora Comar, S.A. ($5,755.72). El “ beneficio total” fue de $938,413.72.

¿Cómo se hizo? En el expediente de la SMV se describe un esquema en el que se destacan varios elementos. El principal es que “ el tipo de información privilegiada al que tenía acceso Ricardo Martinelli Berrocal”, en su calidad de presidente de turno, “motivó” la “preminencia para disponer de inversiones” (compra-venta), en base al conocimiento previo de hechos importantes que incidieron en el precio de las acciones de Petaquilla Minerals.

En estas irregularidades se menciona a cuatro cuentas de inversión en FP: High Spirit Overseas, Distribuidora Comar, S.A., Ricardo Martinelli y Jal Offshore. Las mismas operaron “de modo correlacionado” entre ellas.

Relaciones detectadas

Como parte de los hallazgos también se destaca el hecho de que las cuentas Ricardo Martinelli y Distribuidora Comar dejaron de comprar y vender acciones en Petaquilla el 28 de enero de 2010. Dos meses después entra en escena High Spirit, que inició negociaciones de compra y venta de acciones a partir del 26 de marzo de 2010.

En el expediente se señala, además, que la oficial de cumplimiento indica la apertura de la cuenta High Spirit Overseas, destacando que esta iba con “Atención: Ricardo”. Y que al director de esa cuenta de inversión, García, se le pudo identificar su relación con Diego Arango Pezet (corredor de valores de Martinelli), ya que está casado con Carolina Landucci Pezet.

Hight Spirit y sus transacciones ‘no permitidas’

La cuenta de inversión High Spirit Overseas, con número 100495, está identificada en el expediente de la superintendencia como la que tuvo más “manejos irregulares, no sustentados o alejados de la gestión regular de la cuenta”, registrados en FP.

En el contrato de inversión se identificaron como firmantes o autorizados en la cuenta a: Aaron Mizrachi, Tse Yum Ling, Navin Bhakta y Gumersindo García.

En la apertura de la cuenta, FP incumplió el requisito respecto a High Spirit que debió aportar la declaración jurada sobre origen y destino de fondos. Como parte de los “hallazgos”, en el expediente de la SMV se destaca que en la cuenta High Spirit se realizaron una serie de depósitos a terceros (no los hizo el titular de la cuenta) de procedencia hasta ahora desconocida y otras transferencias no permitidas.

También hubo “ salidas de dinero a favor de terceros que no pertenecían a la cuenta de inversión, ni eran titular de esta o que tampoco eran clientes de Financial”.

Pero más allá de esas irregularidades, la SMV detalla una serie de compra y venta de acciones que se realizaron en momentos en que el precio que oscilaba en el mercado le resultaba favorable. Según los reportes oficiales, el movimiento de esta cuenta respecto a las acciones de Petaquilla Minerals empezó el 26 de marzo de 2010 hasta el 14 de diciembre de ese año.

Luego, hubo un segundo bloque que fue negociado desde el 22 de julio de 2011 hasta el 14 de agosto de 2013. “El precio de la acción más bajo desde su primera compra fue de 34 centavos y el precio máximo hasta su última venta fue de $1.12”, indica la superintendencia.

Irregularidades

Después del ingreso de fondos iniciales de “procedencia desconocida”, como saldo para operar la cuenta, se realizó la compra de acciones de Petaquilla, por un monto de $984,772.17. Las transacciones se hicieron entre el 26 de marzo y el 15 de abril de 2010, dejando la cuenta en negativo por $-9,293.02.

Cinco días más tarde, se acreditó a favor de High Spirit una transferencia de terceros procedente de la cuenta Caribbean Holding Services, el monto de $399,683.50. Y nuevamente se procede a vender $200,419.84 para comprar dólares canadienses, dinero con el que a su vez se compraron 3,534 acciones de Inmet Mining, compañía canandiense enfocada en la producción de cobre, zinc y oro.

Curiosamente, en marzo de 2013, la compañía First Quantum Minerals completó una OPA hostil para obtener Inmet, bajo el enfoque de controlar las concesiones de cobre que mantenía en Panamá por cuenta de la sociedad Minera Panamá, S.A., teniendo previsto que inicie operaciones en 2016, en Colón, en donde también se ubica el proyecto Molejón de Petaquilla Gold, S.A., una subsidiaria de Petaquilla.

En diciembre de 2010, entre los días 6 y 14 de ese mes, High Spirit vende acciones de Petaquilla por $1,967,320.41 y obtuvo una ganancia de $771,148.26, ya que los precios de Petaquilla llegaron a subir a un 74% y 103% el valor de sus acciones, indica la SMV.

El 21 de diciembre de 2010 hizo una transferencia a una cuenta en Global Bank Overseas, banco offshore, subsidiario de Global Bank Corp., por un monto de$2,000,000.00. Esta transferencia no detalla el nombre del titular de la cuenta beneficiaria de esos fondos.

“Las normas solo permiten la transferencia de fondos de una casa de valores a cuentas cuyo titular sea el mismo de la cuenta en la casa de valores. En este caso, a una cuenta de High Spirit en Global Bank Overseas”, advierte la superintendencia.

“Si esta transferencia se realizó a una cuenta distinta a esta, es una transferencia irregular al giro de operaciones bursátiles y propias de la banca”, continúa la SMV en su advertencia.

Otro movimiento millonario se efectuó el 6 de marzo de 2012, cuando la cuenta High Spirit recibió una transferencia de fondos por $1,000,000.00, desde la cuenta bancaria de la sociedad Jal Offshore, cliente de FP y respecto a la cual laSMV interpuso una denuncia penal ante el Ministerio Público.

Cierre en entredicho

Finalmente, la cuenta High Spirit fue cerrada el 30 de junio de 2014, justo el día en que Martinelli dejó la silla presidencial de Panamá al concluir su mandato. Se anotó en su registro “po-payment out to account 000022-valores en tránsito custodia y jurídico”, por el monto de $733,939.55. Sin embargo, no muestra su beneficiario final.

Días antes, el 14 de junio de 2014,Gumersindo García –como director presidente de High Spirit- solicitó la liquidación del portafolio de inversión y solicitó transferir los fondos a la sociedadDigital Kingdom Ltd., a través del banco Hang Seng Bank Limited, con sede en Hong Kong.

“Esta transferencia estaba prohibida, toda vez que los pagos a terceros sin sustento legal (justificación y documentación debida) no son permitidos”, según las normas vigentes (Acuerdo 5-2006) para prevenir el delito de blanqueo de capitales y financiamiento del terrorismo, concluye la SMV.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.