Fredy Nasser sacó de Honduras $180 millones para invertirlos en El Salvador

Fredy NasserDe un país altamente pobre como Honduras, el Grupo Terra, cuyo principal miembro es el empresario Fredy Nasser, sacó $180 millones para invertirlos en la adquisición de un casi quebrado Citi Bank en El Salvador.

Cerca de un año después de haber anunciado su salida del mercado de banca minorista en 11 países, ha trascendido que Citigroup cerró finalmente un acuerdo para vender sus operaciones en El Salvador.

Según fuentes cercanas a la operación, las acciones de Citi en El Salvador se vendieron al Grupo Terra, propiedad del empresario hondureño Fredy Antonio Nasser Selma.

La operación habría sido por $180 millones e incluiría también la compra de la aseguradora SISA, según las fuentes.

La energía, los combustibles y los petroquímicos son parte de las actividades de este conglomerado regional, dueño de las estaciones de servicio Uno; pero también posee proyectos inmobiliarios y de infraestructura.

Citigroup decidió vender sus operaciones en El Salvador a Grupo Terra por ser la oferta más alta que recibió, indicaron las fuentes a Diario El Mundo, superando la presentada por un grupo de empresarios salvadoreños y la del Banco Atlántida, que en una transacción previa adquirió las acciones de Citi en AFP Confía.

Una portavoz de Citi no confirmó ni negó la operación, al ser consultada por Diario El  Mundo.

“En relación a su pregunta, le comento que no tenemos ninguna confirmación al respecto. Sin embargo, en cuanto tengamos una confirmación oficial sobre algún cambio en el proceso de consumo en El Salvador, se la haremos llegar de forma inmediata”, dijo en un correo electrónico.

En octubre de 2014, el consejero delegado de Citigroup, Michael Corbat, anunció que la compañía abandonaría el negocio de banca minorista en 11 mercados del mundo, entre ellos El Salvador, Costa Rica, Guatemala, Nicaragua y Panamá.

En ese momento, a través de un comunicado de prensa, Citi El Salvador reiteró que el país “sigue siendo un mercado importante” y por ello el banco “continuará brindando servicio” a sus clientes del negocio institucional, es decir, la banca corporativa.

“Durante este periodo, no habrá ningún cambio en la manera en que atendemos a nuestros clientes bancarios. Las operaciones de consumo, incluyendo a todas las sucursales y oficinas, seguirán funcionando como lo hacen hoy en día. El Grupo de Clientes Institucionales de Citi continuará operando en más de 160 países y jurisdicciones”, añadió entonces la institución financiera en el escrito.

Según la memoria anual de la subsidiaria de Citi en El Salvador, al cierre de 2014 sus operaciones en el país sufrieron una caída del 70 % en las utilidades netas, pues reportaron $6.6 millones, frente a los $22.1 millones de 2013.

Según datos de la Asociación Bancaria Salvadoreña (Abansa), basados en la información de la Superintendencia del Sistema Financiero (SSF), hasta julio pasado Citibank de El Salvador reportó activos por $1,582.44 millones. Respecto a los otros bancos miembros de la gremial, Citi fue el quinto banco con los activos más altos. Además, alcanzó $1,021.83 millones en préstamos brutos y $54.17 millones en créditos vencidos. En depósitos registraron $1,194.60 millones.

La memoria anual de 2014, publicada en el portal del banco, indica que al cierre de ese año tenía una planilla de 2,158 empleados, 25 agencias bancarias, 26 mini bancos, 166 cajeros automáticos y un centro de negocios. Citi lleva más de 100 años operando con banca.

Fitch coloca observación negativa Citibank de El Salvador

Fitch Ratings colocó en Observación Negativa las clasificaciones nacionales de riesgo de Banco Citibank de El Salvador, S.A. (Citi El Salvador) de largo y corto plazo de ‘AAA(slv)’ y ‘F1+(slv)’, respectivamente.

Las clasificaciones de Citi El Salvador se fundamentan en el soporte potencial que, en opinión de Fitch, recibiría de su accionista actual en caso de requerirlo. «La agencia considera que Citigroup, clasificado internacionalmente en ‘A’ con Perspectiva Estable por Fitch, cuenta con la capacidad financiera para apoyar a esta subsidiaria y que su disposición para hacerlo no cambiará mientras esta sea de su propiedad», dijo Fitch en un comunicado.

En el anuncio del 21 de diciembre de 2015, Grupo Terra comunicó la firma de un acuerdo para adquirir la mayoría de la propiedad accionaria de Banco Citibank de El Salvador, S.A., Citi Tarjeras de El Salvador, S.A. de C. V., Seguros e Inversiones, S.A. (SISA) y otras entidades relacionadas.

La transacción está sujeta a la aprobación de los reguladores de El Salvador y no incluye la sucursal Citibank, N.A. en el
país.

SENSIBILIDAD DE LAS CLASIFICACIONES

La Observación Negativa indica que las clasificaciones del banco podrían disminuir luego de que el banco pase a ser propiedad de Grupo Terra y, por tanto, dejará de contar con el soporte de Citigroup.
Las clasificaciones del banco se determinarán con base en su fortaleza financiera intrínseca. Fitch considera que el efecto podría ser de varias categorías.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.