Auto de Formal Procesamiento para implicados en millonario fraude en otorgamiento de becas en la Secretaría de Salud

La Fiscalía Especial Para la Transparencia y Combate a la Corrupción Pública (FETCCOP) y la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC) lograron un Auto de Formal Procesamiento contra exfuncionarios de la Secretaría de Salud y otros implicados en el caso de otorgamiento irregular de contratos becas para estudiantes del área sanitaria.

Las capturas de estas personas las efectuó la ATIC en el marco de la Operación «Dragón VI» el pasado miércoles 13 de junio y que de acuerdo a la investigación se constató que de 2009 a 2016 se pagaron de forma ilícita aparentes contratos becas por servicio social a 144 personas sin ningún tipo de relación con la entidad sanitaria del país.

Las personas que recibieron los pagos a través de acuerdos ministeriales que no tenían soporte, en ningún momento eran estudiantes de las carreras de Medicina, Odontología, Química y Farmacia entre otras áreas de salud, carreras establecidas en el Decreto Ley de otorgamiento de estas becas.

La investigación realizada por agentes del Departamento de Investigación de los Delitos en Contra de la Administración Pública de la ATIC, determinó la forma de operar de Doris Obdulia Gradiz Sevilla quien laboró como Técnico en Planillas y su hijo Nelson Antonio Rivas Gradiz quien ejerció la labor de Educador I en la Región Metropolitana 19, los que ofrecían ayudas a través de un grupo de personas quienes buscaban estudiantes de 22 a 29 años para coludirse.

De esa forma estas personas ajenas a la Secretaría de Salud, eran inscritas de forma ilícita por Gradiz Sevilla en el Sistema Integrado de Recursos Humanos (SIARH), para luego hacerles los respectivos depósitos a cuentas bancarias personales, estas personas devolvían buena parte de lo depositado a los capturados.

Por estos hechos se logró la Prisión Preventiva de la cabecilla de esta red, Doris Obdulia, por 144 delitos de Fraude y Falsificación de Documentos Públicos.

En cambio a su hijo Nelson Antonio Rivas Gradiz encausado por el delito de Cooperante Necesario de Fraude se le dictó un sobreseimiento provisional, mismo que será apelado.

En el caso de sus sobrinas Iris Vanessa y Claudia Fabiola Nieto Gradiz y beneficiadas con el pago de becas y a Noel Efraín Nieto Aguilar acusados por el delito de Cómplice del delito de Fraude, obtuvieron Auto de Formal Procesamiento con medidas distintas a la prisión.

Y finalmente a Karla Regina Alfaro Vallejo, Ricardo Enrique Lanza y Garyz Corina Zelaya procesados por el delito de Violación a los Deberes de los Funcionarios, también quedaron con medidas y con Auto de Formal Procesamiento.

Estos actos irregulares causaron al Estado de Honduras un perjuicio económico de diez millones cuatrocientos cuarenta mil cien lempiras (Lps. 10,440,100.17).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.