Alerta Internacional por acto terrorista del presidente Juan Orlando Hernández contra Cholusat Sur Canal 36

clibrealertaealOrganismos por la defensa de la libre expresión, a nivel mundial, calificaron como un acto de terror la intimidación, amenazas y chantajes recibidos por Cholusat Sur Canal 36 por parte del Gobierno de Juan Orlando Hernández, tendientes a silenciar las denuncias que hace este medio de comunicación sobre los constantes actos de corrupción, como el Palacio de Hilda Hernández y la implicación de Mauricio Oliva en el caso de despilfarro millonario en el Seguro Social.

A continuación la Alerta emitida por C-Libre:

Propietario de Canal 36 suspende programación habitual ante amenazas y presiones del Poder Ejecutivo

Alerta 005

14 de enero, 2015

Comité por la Libre Expresión, C-Libre. Canal 36 fue obligado a salir del aire por intimidación, amenazas a muerte y presiones indirectas del presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, dirigidas a silenciar la labor informativa del medio de comunicación, denunció el director de la televisora, Esdras Amado López.

El periodista denunció ante C-Libre que salieron del aire desde el 13 de enero pasado porque, mediante una llamada telefónica anónima, les advirtieron que «iba a correr la sangre en Canal 36».

La amenaza, hecha por desconocidos, sucedió mientras los periodistas transmitían la denuncia de presuntas irregularidades cometidas por el presidente del Congreso Nacional, Mauricio Oliva, en el escándalo de corrupción del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS).

Además, el periodista López reportó que hace varios días, carros verde olivo, pasan frente a las instalaciones de la estación y eso les genera zozobra.

Agregó, que «el canal sale del aire porque él (el presidente) además de quitarnos a nuestros anunciantes, nos está amenazando con carros, con motocicletas».

López explicó que el canal reveló un escándalo de supuestas irregularidades a las que denominó el Palacio de Hilda, en referencia a la supuesta casa de habitación que construye la ministra de Comunicaciones y Estrategia, Hilda Hernández, hermana del presidente.

En el caso de Oliva, la denuncia es por cien millones de dólares (2,000 millones de lempiras), que el diputado gestionó para realizar compras en el IHSS cuando presidió la Comisión Legislativa de Salud, describió.

Asfixia económica

A eso, hay que sumar que por interferencia del mandatario Hernández, en los últimos días, tres empresas privadas cancelaron su pauta publicitaria con el canal debido a las denuncias de supuesta corrupción que ha estado transmitiendo Canal 36, dijo López.

«Esto es inaguantable. No podemos operar con violación a la libre oferta y a la libre demanda, el gobierno nos está obligando a tomar esta decisión. Nosotros consentimos en que el gobierno no quiera pautar con nosotros, no hay problema; pero cuando el gobierno interfiere para que la empresa privada no contrate con nosotros, nos asfixia».

López declaró que en su sala de crisis, la ministra Hernández afirmó que Cholusat Sur «iba a comer m…durante cuatro años que ellos estuviera en el gobierno», eso hace referencia a la publicidad estatal, indicó.

Asimismo, mostró que en su teléfono tiene una plática sostenida con la presidenta del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Aline Flores, el 10 de enero pasado. En esa conversación, la empresaria le advirtió a López: ¿qué pasa amigo?, se le está pasando la mano con Hilda, mala onda.

Según la denuncia, cuando el periodista le respondió sobre las supuestas irregularidades cometidas por la hermana del presidente, Flores replicó que «yo la estimo mucho, no es ningún pecado poner las propiedades a nombre de los hijos, se lo digo con convicción slds (saludos) y que esté bien».

Coincidentemente, el 2 de enero, la Corporación Dinant suspendió su publicidad porque están «readecuando planes de mercadeo», dice la carta enviada a López por parte de una ejecutiva de la empresa.

De igual forma, la empresa Claro le envió un correo para solicitarle suspender la pauta a partir del 16 de enero por un recorte presupuestario.

«Antes por presiones de Juan Orlando la empresa Café El Indio, del empresario Jesús Kafatti, nos suspendió la publicidad sin dar explicación alguna».

«El gobierno está chantajeando a la empresa privada para que no paute con nosotros», sostuvo.

La versión de Conatel

Al respecto, la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) emitió este 14 de enero un comunicado para informar que «no ha recibido orden de juez competente y de ningún funcionario del Gobierno de la República para cancelar o interrumpir la señal de ningún operador de radio y televisión del país, específicamente de Canal 36».

«En el marco de sus facultades, Conatel ha inspeccionado y monitoreado la operación de Canal 36, comprobando que el canal está operativo».

La suspensión de la programación habitual por parte de Canal 36 fue una acción de protesta ante las constantes presiones del gobierno, según lo denunciado por su propietario.

C-Libre intentó hablar con la ministra Hernández y con el presidente del Congreso Nacional, por medio de la línea oficial 193. El operador explicó que los funcionarios no responden porque seguramente están sobrecargados por la llegada del secretario de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Ban Ki-moon.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.